Estamos en guerra: una guerra por la democracia | Por: David Villamar

REComendados

Verdades y mentiras del programa económico de Lasso y Arauz

En la antesala a las elecciones presidenciales de Ecuador, surge la necesidad de revisar la propuesta de los candidatos,...

Elecciones en el exterior no están garantizadas

Ecuador cuenta con 3 circunscripciones del exterior para las elecciones del próximo 7 de febrero; donde votarían 410.239 personas registradas...

Ecuatorianos residentes en Venezuela protestan en sede de Consulado: ¿Por qué?

Las “Elecciones ecuatorianas en el exterior penden de un hilo”, así lo afirmaron ciudadanos ecuatorianos residentes en Venezuela; quienes...

La sentencia fue un golpe duro; y aunque predecible y fraudulento, no por ello menos doloroso. Negarlo sería engañarse. Pero perder una batalla no significa perder la guerra. Y sí, por si alguno no se ha dado cuenta, estamos en guerra: una guerra por la democracia.

Duele ver a quien dio todo por cambiar al país, condenado por un manojo de corruptos. Lo más triste es que no fue un golpe al correísmo: fue contra todo el que ose querer cambiar las cosas.

El mensaje es claro: "no cederemos nuestros privilegios y castigaremos a quien los cuestione".

Yo tenía unos 16 años cuando, un día, mi taita me sentó en la sala y me preguntó: "¿cuáles son los 3 poderes del Estado?". "Ejecutivo, legislativo y judicial", respondí. Me dijo: "no, los 3 poderes del Estado son: el poder económico, el poder administrativo y el poder represivo".

A lo largo de la historia, estos 3 poderes siempre han estado alineados: el poder económico envía un representante al poder administrativo (sea uno propio como Guillermo Lasso o un títere como Lucio o Moreno), y este, impone su agenda con la venia y protección del poder represivo.

Así que cuando nos dicen que Correa gobernó con "todos los poderes" es absolutamente FALSO. El gobierno de Correa fue el único gobierno en el cual el poder administrativo (en particular, la función ejecutiva y legislativa) se le escapó de las manos al poder económico. En consecuencia, fue -quizá- el periodo de mayor "separación de poderes" de la historia republicana. Tal vez es justamente por eso que pudimos avanzar tanto.

Comparen con el Morenato: el poder económico coopta un títere en el poder administrativo y logra recuperar sus privilegios manteniéndolo en el cargo con apoyo del poder represivo (y del poder mediático, que es un poder represivo 2.0).

El poder económico sintió 10 años lo que es no controlar el poder administrativo, y hoy está dispuesto A TODO para que no suceda de nuevo.

Dejan entonces a Correa sin partido, impiden que registre el movimiento Revolución Ciudadana, se roban las firmas del movimiento Maná, impiden participar al Movimiento Compromiso Social, y por si las trabas administrativas no bastaran, orquestaron una persecución judicial para inhabilitarlo.

Para ello, fraguaron una consulta popular plagada de irregularidades que terminó REESTRUCTURANDO LA CORTE NACIONAL DE JUSTICIA (CNJ). En efecto, el Consejo de la Judicatura Transitorio, nombrado por Trujillo (que a su vez fue puesto a dedo por Moreno), decidió evaluar la CNJ.

Decisión que fue ejecutada por la concuñada de Moreno, presidenta del Consejo de la Judicatura definitivo, y que derivó en el cese y reemplazo de 14 de los 21 jueces de la CNJ. Esta nueva Corte, herencia del Trujillato y de la Consulta, es la que finalmente juzgó a Rafael Correa.

A esto, le llaman "justicia independiente" los periodistas y politiqueros que celebraban el fallo de casación del caso "Sobornos", pero que vergonzosamente han callado ante los INAPapers, la represión de octubre 2019, el manejo criminal del COVID-19 o el reparto de hospitales.

Observen las casaciones de "cohechos, concusiones y peculados" resueltos por la CNJ en los últimos años. Cada barra es un caso y su longitud representa la duración. Esa barrita roja es el caso "Sobornos", la casación más veloz de la historia al servicio de los tiempos electorales.

 

 

Así de independiente es su "justicia". Pero todo es mejor que la "justicia Correísta", ¿cierto?. Aquí tienen un resumen de los juicios que perdió Correa.

 

Como ven, cambiaron una justicia que SÍ PONÍA FRENO al ejecutivo por otra que condena por influjo psíquico y cuadernos de Hello Kitty. El actual Gobierno ha sido un desastre en cada ámbito de su gestión. ¿Por qué su reestructuración de la justicia habría -entonces- de ser diferente?

"Entre 2 posibles explicaciones a un mismo fenómeno, la explicación más simple, casi siempre es la correcta", decía William de Ockham.

¿Qué es más probable?

  • Que, considerando el desastre que ha sido cada aspecto del Morenato, LA ÚNICA EXCEPCIÓN SEA LA MAGNA E INMACULADA OBRA DE JULIO CÉSAR TRUJILLO: que arregló siglos de justicia corrompida simplemente nombrando A DEDO cortes y autoridades de control.
  • O que la "justicia" resultante del accionar pinochetista y dictatorial de Trujillo sea igual de desastrosa que el manejo del COVID-19, la represión de octubre o la política económica de este gobierno.

Con Moreno aprendimos que se puede perder ganando: ganamos las elecciones, pero perdimos todo lo andado. Quizá el vergonzoso fallo del caso "Sobornos" nos enseñe que también es posible ganar perdiendo: perdemos a Rafael Correa en el #BinomioDeLaEsperanza. ¿Qué es lo que ganamos?.

Hemos recibido tantos ataques en estos 4 años, que a nadie sorprendió la inhabilitación de Correa. La derecha lo interpretó como: a nadie le importó. Gran error. Han golpeado tanto a la Revolución Ciudadana, y sin embargo seguimos en pie.

"Lo que no te mata, te hace más fuerte", decía Nietzsche.

Hay que demostrarle a la derecha que somos un movimiento maduro y curtido, que no depende de un logotipo, de un nombre, de un color ni de un "caudillo".

Rafael Correa será siempre el Comandante en jefe de la Revolución Ciudadana. Pero nuestro próximo presidente, se llama Andrés Arauz.

"¿Y ahora... qué sigue?", se preguntarán. Como dije, estamos en una guerra por la preservación de la democracia. Necesitamos un "ejército electoral" para defenderla. No dejaremos que el poder económico se tome el poder administrativo. No permitiremos el fraude de Romo y Atamaint.

Debemos organizar el mayor operativo de control electoral que se haya visto en el país.

Si de verdad quieren devolverle la bofetada a la derecha por lo que le hicieron a Correa y al Ecuador, dejen un mensaje o escríbanme por interno. 

Una Revolución NO se defiende desde un sillón.

Últimos Artículos

Jorge Glas condenado injustamente a 8 años

A pocos días del fin del régimen de Lenin Moreno, el exvicepresidente, Jorge Glas, obtuvo una nueva condena de...

Así se alista Ecuador para elecciones del 7 de febrero

Ecuador realizó este domingo un simulacro electoral en víspera de los comicios generales programados para el 7 de febrero. La jornada fue la segunda y última realizada por el Consejo...

Arauz denuncia nuevos intentos del CNE por bloquear la democracia

DenunciaLoEl candidato a la presidencia de Ecuador, Andrés Arauz, denunció nuevos intentos del CNE para bloquear la participación de votantes en el exterior.El candidato...

CNE aún no precisa dónde votarán ecuatorianos en el exterior

El Consejo Nacional Electoral (CNE) emitió un comunicado público, ante protestas de migrantes ecuatorianos, por desconocimiento del lugar dónde se ubicarán los centros electorales. Ante las denuncias sobre la...

Ecuatorianos residentes en Venezuela protestan en sede de Consulado: ¿Por qué?

Las “Elecciones ecuatorianas en el exterior penden de un hilo”, así lo afirmaron ciudadanos ecuatorianos residentes en Venezuela; quienes se acercaron a las inmediaciones...

Artículos Relacionados

- Advertisement -